Inicio General Foro Urbano Mundial: La Equidad como fundamento del desarrollo urbano sostenible

Foro Urbano Mundial: La Equidad como fundamento del desarrollo urbano sostenible

0 479
WUF7

Hace escasas dos semanas finalizó el Séptimo Foro Urbano Mundial organizado por UN_Habitat. UN_Habitat es el programa de las Naciones Unidades orientado a trabajar en la mejora de la vida en entornos urbanos.

Resultado de este encuentro, cuyo tema central ha sido el de la igualdad urbana en el desarrollo de las ciudades, se ha elaborado un manifiesto, o declaración, que ya se puede leer desde la página web del encuentro: http://unhabitat.org/7th-world-urban-forum-medellin-declaration/ (hay un link al final de la página que enlaza con una traducción al español).

Este manifiesto no es más que una declaración de intenciones, una puesta sobre la mesa de esos temas importantes sobre el futuro de nuestras ciudades y que nunca deberíamos dejar de tener en cuenta.

Dice el manifiesto que desde el año 2008, la mayoría de la población mundial ya vive en ciudades. Este es un fenómeno que se ha ido repitiendo desde hace varios cientos de años, y que parece que no tiene fin. La ciudad sigue ofreciendo más oportunidades que el mundo rural. Pero no siempre la gente se desplaza hacia los grandes núcleos urbanos en busca de esas nuevas oportunidades, si no por necesidad. El cambio climático, con sus sequías e inundaciones, o conflictos bélicos  causan enormes desplazamientos en los que la motivación del viaje pasa de pretender una vida mejor a una cuestión básica de supervivencia.

En un momento en el que se habla de Smart cities, de Ciudades del saber y de la tecnología, tenemos que darnos cuenta que también las ciudades, precisamente por ser esos puntos de concentración de tanta población, son los espacios donde mayor desigualdad se concentra, donde la degradación ambiental es más perceptible y donde los problemas derivados del cambio climático están más presentes y tienen un impacto mayor. En los países desarrollados, con ingentes cantidades de legislación en materia urbana, parece que el desarrollo de la ciudad y su relación con el entorno está mas estudiada. En los países en vías de desarrollo no lo parece tanto. Pero al final, resulta que no importa la latitud en la que estemos: en mayor o menor medida, la vida en las ciudades cada vez resulta más complicada.

Por poneros ejemplos, de aquí y de allí: falta de infraestructuras básicas con concentraciones de población elevadas, problemas de acceso al agua potable, desigualdad, desarrollos urbanos en entornos vulnerables ambientales, etc.

Los participantes en el Foro han resaltado la necesidad de promover una agenda urbana que pueda poner fin a la falta de planteamiento y establezca un marco legal adecuado en la incesante expansión de las ciudades, y que evite las muchas y diferentes formas de desigualdad y exclusión urbanas, así como las cada vez más dificultades en una oferta equitativa de trabajo digno para todos. Así mismo, se proponen algunos puntos para esa agenda, que resumimos aquí:

  • Alentar a los gobiernos a utilizar políticas nacionales urbanas, que articulen los desarrollos futuros y que estén basados en la equidad, la justicia y los derechos humanos.
  • Impulsar la cohesión social, rompiendo con la segregación social y promoviendo la igualdad desde todos los segmentos de la sociedad.
  • Promover la gobernanza local, participativa e inclusiva, hacia todos los niveles distintos de gobierno
  • Promover un desarrollo urbano sostenible, consensuado, y equilibrado con el territorio, que fortalezca la resiliencia, tanto ambiental como urbana.
  • Promover la participación activa y comprometida del sector privado.

Estos aspectos, que nos podrían parecer básicos, e incluso de sentido común, en realidad no lo son tanto. Y no pensemos que esta situación no se da en lo que llamamos Países Desarrollados.

Hoy en día, en nuestro país, nos encontramos con grandes desigualdades ente algunos barrios, completamente polarizados en función de la renta, y generando sinergias que, en lugar de tender a una mayor diversidad urbana, la segmenta y estratifica más. Nos encontramos con zonas urbanas y periurbanas degradadas, con falta de algunos servicios básicos, e incluso fuera de las grandes ciudades, núcleos urbanos pequeños con la falta de todos ellos. En nuestras ciudades hay mucho asfalto y pocas zonas verdes, contaminación acústica e intrusión lumínica nocturna. Se han convertido en concentradores y consumidores de energía, y liberadores de materias grises. Y las políticas de ordenación y planificación, en sus justificaciones hablan y promulgan la necesidad de espacios más saludables y vivibles, pero la realidad es que parece que sólo han respondido a unos pocos intereses económicos, que han hecho ricos a algunos, y han dejado situaciones desastrosas a muchos.

En nuestro blog hablamos de medio ambiente. Pero tenemos que dejar de pensar que el medio ambiente es sólo la naturaleza, el campo, los grandes bosques o la selva. El medio ambiente es el medio en el que nos encontramos, nos desarrollamos. Y a día de hoy, la mayor parte de los seres humanos vivimos en ciudades. Si cada vez más nos preocupamos por lo que hay fuera de ellas, y queremos, porque sabemos que lo necesitamos, que se protejan los polos, los grandes bosques y los océanos, también nos tenemos que empezar a preocupar por el entorno en el que estamos la mayor parte de nuestra vida: la ciudad. No hay que olvidar que es aquí donde nos alimentamos, donde respiramos, donde bebemos agua. Tenemos que exigir que el lugar donde vivimos, sea un lugar que aspire a ser cada día mejor, mas igualitario, más equilibrado, y más respetuoso con el medio.

Este tipo de encuentros, como el Foro Urbano Mundial seguirán siendo necesarios mientras no lo consigamos. Porque, si luchamos para reducir la tala de árboles en las selvas, ¿no debemos luchar también donde esos árboles irán a parar?

foro mundial